sábado, 11 de abril de 2009

Empire State Building

Un cierto día que pretendía ser dedicado a la visita de la Estatua de la Libertad, acabamos en este alto edificio que corona Manhattan.

En el siguiente artículo hablaré sobre la visita a la Estatua, para la cual hubo varios intentos pero varios de ellos fueron fracasos.

Usualmente la espera tanto en el Rockefeller Building como en el Empire State no es demasiado grande. Cierto es que están preparados para que en su interior se espere durante alrededor de una hora, pero no suele ser habitual, según nos comentaron los trabajadores del edificio.

Pero nuestra suerte fue horrible, así que cuando llegamos había una cola que salía del edificio y daba la vuelta a dos de sus caras. Pretendía subir allí de día, ya que desde el Rockefeller saqué fotos de noche, pero las 3 horas de espera hicieron que anocheciera cuando yo llegué arriba.

No obstante, la espera mereció la pena, como suele pasar con estas cosas. No voy a comentar mucho sobre esta visita, ya que no tiene demasiados detalles interesantes. Hay que estar allí para poder apreciarlo. Eso sí, os voy a poner algunas fotos y unos vídeos. ¡Espero que os gusten!


Cola en la calle.


Cola dentro del edificio.


Cola dentro del edificio, detrás de nosotros.


Más cola en uno de los pasillos cuando uno se piensa que ya va a subir.

Un vídeo de la cola y luego otro subiendo en el ascensor. Por algún motivo, el vídeo del ascensor no capta la velocidad del cambio de los pisos a la velocidad real. Ésta es mucho mayor que la que aparenta el vídeo. Los oídos se taponan al subir en el ascensor.




Por fin arriba:




Aquello tan reluciente e iluminado es Time Square. Desde las alturas se puede ver la cantidad de luz que desprende esta zona.




El "pirulo" del Empire State. En realidad cambia de color según la parte del año en la que nos encontramos. En Navidad el pico del Empire State está iluminado en colores rojo y verde. El resto del año, en azul.




Eso que se ve ahí parece ser una terraza. Era una especie de restaurante al aire libre en la azotea de aquel edificio. Está muy lejos, debía de tener unas 20 plantas sólo.





Intenté hacer zoom con mi cámara inútilmente para poder ver la pista de patinaje sobre hielo que se ve allí abajo.


Unas fotos panorámicas:





Y aquí os dejo los vídeos desde arriba:





1 comentario:

Sand dijo...

¡¡Dani!! Estas fotos son geniales... aunque sean nocturnas :)

Eso si, la fila laaaaarga laaarga es algo claustrofóbica :s

Beso